miércoles, 23 de septiembre de 2009

Enigmas


Me acerco al mar y despierto mis sentidos para…

… descubrir el mensaje de las olas.

… comprender la revelación de un cielo traslúcido.

… desentrañar el brillo de las estrellas.

… entender el motivo de la palidez lunar.

… conocer el secreto de las rocas tan sólidas en la adversidad.

… sentir la pasión del sol al abrazar la naturaleza.

… aprender la sumisión de las palmeras que arquean sus ramas adorando a la madre tierra.

…adivinar el hechizo que encierra el vuelo de las gaviotas.

…desnudar la arena para robarle sus destellos.

…atesorar la seducción de los peces que fluyen enamorando a las olas.

…desenmascarar el lenguaje de las aves que se burlan de las limitaciones humanas.

… abrazar el sortilegio de un silencio ahogado en el susurro de la brisa.

…explorar la simbología de las nubes.

… amar y perdurar el instante sublime en que el agua cautive mi piel.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Te acercas al mar y yo a "brisas" para sentir el roce de alas literarias. Para saborear de tus palabras ahora mías, ahora nuestras, ahora de todos.Hay una inmensidad literaria de la que suelo alejarme, a la que me acerco cuando abro brisas.
Un beso
Omar

Celia dijo...

¿Qué ocurre con los Argentin@s?
¿¿Por qué ese don para la poesía??
Es una Gloria leerte.
Besos.

Gloria dijo...

Omar: ¡¡¡Qué hermoso y literario tu comentario!!!
Me encantó. Y me alegra saber que sigues llegando a este rincón.
Un abrazo

Gloria dijo...

Celia: Tu comentario es un verdadero regalo para mí. Gracias.
Un abrazo.

Ana María dijo...

¡Cuánto amor a lo creado! ¡Y qué bonita manera de expresarlo! La Naturaleza y vos nos regalan poesía para deleite del espíritu. ¡Gracias!

Gloria dijo...

Querida Ana: Agradezco mucho tu presencia en mi blog y tu estímulo constante.
Besos